25 jun. 2009

El Estado Bolivariano


El Estado Bolivariano:La Transición y la Solidaridad(Intervención de Fernando Soto Rojas en el encuentro de grupos y organizaciones de solidaridad con la Revolución Bolivariana en Ámsterdam, Holanda el 20 de Junio de 2009)

1.- De Donde Venimos como Pueblo. Venimos como pueblo combatientes por la independencia y por la libertad de una larga lucha histórica, ayer contra el imperio español, hoy contra el imperialismo yanqui; pero antes vivimos un largo periodo histórico comunal que se estima de 15 a 14 mil años, signado por el trabajo libre, ,de todos y para todos, social, solidario, humano y sin las miserias de la sociedad de clases contemporáneas de hoy.

Desde 1498, por el punto geográfico de Macuro, en el oriente del país, se inicio la llegada de los invasores, conquistadores y colonizadores y la resistencia aborigen, de negros, de mulatos, de mestizos y mantuanos, patriotas de ayer y de hoy, y ahora con los trabajadores al frente bajo las circunstancias actuales, en la lucha por la soberanía, que no ha concluido aun.

Nos impusieron “la odiosa división de clases y colores” como diría Bolívar y con la guerra de independencia y la Guerra Federal no fue posible resolverla en el siglo XIX.
Con el vasallaje, el coloniaje y levantando las banderas del anticomunismo, intentaron dominarnos, con la ignorancia, la mentira, el miedo, la división, el autoritarismo y la violencia, para consolidar la explotación. Trataron de silenciar nuestras voces de protestas y rebeldías de pueblos, pero no pudieron.

Desde 1989 se inicio una larga coyuntura política de transición, que lleva 20 años y no se ha cerrado aun. Se agudizo la lucha de clases en la disputa por el poder y por el control del estado, que nos condujo a una crisis revolucionaria de donde surgió la Revolución Bolivariana y el liderazgo del Comandante Chávez.

2.- Características Esenciales de la Revolución Bolivariana:
Sin duda, es una revolución profundamente popular, democrática y nacionalista, pero con visión de coordinación y de integración con los estados y pueblos de la región.

Esencialmente anti-imperialista por cuanto el proyecto bolivariano es antagónico al imperialismo yanqui y la oligarquía criolla, apatrida, que se sustenta en un oposición política sin proyecto estratégico nacional alternativo. Su proyecto es de factura norteamericana y persigue la recolonización de Venezuela. Por eso no lo pueden exponer con claridad. Están dispersos y los une el odio a Chávez (Chávez une al pueblo y a ellos, sin Chávez que harían ellos, existen por Chávez).

Una Revolución con horizonte socialista que le da perspectiva histórica frente a la crisis del capital. Crisis del capital que se ha agudizado, dramáticamente y no tiene salida en su propio marco por cuanto es estructural y coyuntural a la vez. El capitalismo ha quedado sin discurso ideológico, el proyecto neoliberal imperialista no puede explicar el origen y desarrollo de su propia crisis, es insuficiente decir que es una crisis nada mas financiera. Con la dictadura mediática mundial, construida a mediados del siglo XX para mantener la oscuridad, la irracionalidad capitalista y la barbarie, no podrán tapar los ojos de los pueblos, que están despertando.
En síntesis sus paradigmas se cayeron por incoherentes con la realidad del mundo de hoy y el capitalismo esta herido de muerte.

3.- La Transición Venezolana y las exigencias de la Coyuntura Política Mundial.

Ya es común decir, entre nosotros que nuestro pueblo vive un momento estelar, histórico y será una construcción original y heroica la materialización del socialismo bolivariano del siglo XXI.
Ello pasa por tener una exacta comprensión del momento y de avanzar en la unificación programática de la mayoría del pueblo venezolano, en la cual el texto constitucional de la Republica Bolivariana de Venezuela, es la plataforma de lucha para lograr la sociedad justa y amante de la paz en base a los principio, valores y derechos definidos en el preámbulo y los artículos fundamentales de la Constitución sobre un nuevo estado nacional, democrático y social de derecho y de justicia donde el pueblo ejerce directamente la soberanía, sustentado en una economía social en transición que combina creadoramente la propiedad comunal, la propiedad estatal y la propiedad privada.

La clave de todo esto es la construcción del poder popular, es decir, la organización consciente del pueblo en estado, la organización de las comunidades “en comunas y en ciudadanos como núcleo especial básico e indivisible del estado socialista venezolano, donde los ciudadanos y ciudadanas tendrán poder para construir sus propia geografía y su propia historia”. La ciudad comunal se constituye en la totalidad de su perímetro y se hayan establecido las comunidades, las comunas y los autos gobiernos comunales.

Son problemas de orden táctico que están en el debate hoy en Venezuela. Entendiendo por tácticas las infinitas formas de organización y lucha que se dan en el seno del pueblo, que van surgiendo, en el marco de la lucha de clases y en donde la propaganda y los procesos de formación político ideológicas juegan un papel fundamental entendiendo que nadie enseña a nadie pero nadie aprende solo. Es una interacción de conocimientos y de experiencias, sistematizadas o no.
Desde luego las maniobras, diversas y oportunas que se dan en la lucha social y en espacios locales, regionales y mundiales en función de la unidad, las alianzas diversas y la acumulación popular, en la cual la solidaridad militante, la solidaridad de pueblo a pueblo, sobre la base de una plataforma común de lucha juega un papel significativo.
Entendiendo que la lucha contra el capital se ha globalizado plenamente en lo fundamental y que el socialismo no se puede construir en un solo país o región especifica por cuanto así lo señala la experiencia histórica y por eso el carácter internacionalista de la revolución y que debe operar en dos direcciones básicas, como nos lo señala nuestro camarada y amigo el cubano Orlando Borrego en su libro “Rumbo al Socialismo”:
“a) La proyección internacional de la propia revolución en curso, que adopta una aptitud solidaria hacia los demás países dependientes y explotados por el imperialismo capitalista y,
b) el apoyo que recibe de esos países durante su proceso de transformación hacia la nueva sociedad que pretende construir.

Junto al caso cubano, hoy vivimos otro proceso paradigmático representado por la Revolución Bolivariana de Venezuela que ha sabido proyectarse consecuentemente hacia América Latina y los demás países del planeta con una política de principios internacionalistas que le ha hecho ganar el apoyo mayoritario de los países y pueblos del mundo.

Esa política de principios no se sustenta en una retórica vacía, se expresa en hechos concretos como es la iniciativa de la Alternativa Bolivariana para las Américas y su nuevo enfoque en las relaciones económicas, políticas y culturales a escala internacional”.

Estamos en Europa, como reencuentro con la Europa de siempre, la de la ilustración, la del Quijote, la de la Revolución Francesa, la de Marx y Engels, la del proletariado que asumió el socialismo científico y que escribió paginas gloriosas en el siglo XIX y XX… y sin necesidad de caer nosotros en el Euro- centrismo, hoy debemos comentar parte de esa historia en esta encerrona de 3 días y 3 noches.

Finalmente, estamos aquí para aprender, intercambiar opiniones, clarificarnos en esta coyuntura difícil, compleja, exigente en esta lucha a muerte contra el imperialismo y su lógica del capital y la lucha de los pueblos por ser libres, con la lógica del trabajo colectivo, creador, libre que es el único camino que nos puede resolver o ayudar a resolver la problemática histórica de la humanidad y de la naturaleza que nos impuso la sociedad de clases, y no tenemos todo el tiempo del mundo para abordar y resolver esta situación.

Desde Venezuela, la mayoría de nuestro pueblo decidió ser libre para siempre. Tenemos un rumbo estratégico e histórico a seguir. Estamos desarrollando un proyecto de país, exitosos en todos los ordenes, no exento de limitaciones, deficiencias, obstáculos y hasta errores que hemos cometidos.
Entramos en una fase de ofensiva y de consolidación y en donde las tareas de propagandas político ideológicos juegan un papel fundamental, para entender y comprender las exigencias de la coyuntura político-mundial.

Por eso la consigna que sitentiza este momento para nosotr@s es,
Patria…….Socialismo……o Muerte…….Venceremos.

Fernando Soto Rojas.